CUANDO NO HAY NADA QUE PERDER…

 

           Cuando no hay nada que perder uno se plantéa si los partidos están sujetos a cualquier tipo de crítica o como lo normal es perder entonces no hay más que hablar.  Yo soy de la opinión que el nivel de exigencia de un equipo no viene marcado por el rival, ni por la importancia del partido, ni por nada… creo que si tu consigues, como entrenador, que tu equipo tenga el nivel de exigencia máximo en la practica totalidad de los partidos (llegar al 100% es dificil, ya lo vimos el día del Barça-Lagun Aro, pero si al menos el 90% de las veces) entonces estas llegando al objetivo en todos los aspectos: el de concentración, el táctico, el físico, el de intensidad, etc

              Esta es un poco la contradicción que siento al hablar del partido del Palau del Sábado. Por una parte, y con razón, se puede decir que has perdido de 10 en la pista del equipo que hasta  el momento está dominando Europa, en una pista en la que no ha ganado nadie y después de una temporada que tildaremos, siendo buenos, de irregular. Con estas premisas, por no hablar de la diferencia de talento, lo “normal” es estar satisfecho por el resultado que ha obtenido el equipo en Barcelona.   Por otra, se puede volver, como nos comenta Javier en la conversación con su suegro, al que malos somos, que mala malísima es la directiva, que malo es Berdi (esto último lo añado yo)….y todo es una mierda por volver a perder

              Supongo, al menos me gusta pensar, que lo inteligente en estos casos es, olvidandote de las circustancias que rodean al partido (lo que comentabamos antes del rival, el pabellon en el que se juega y todo eso, incluso del resultado si me apuráis),  plantearte si el equipo ha dado el máximo en cuanto a los  niveles de exigencia que estan marcados y la conclusión que llegas, en mi caso claro,  es que no.  Y cuando dices no te basas en cosas sencillas como que no puede ocurrir que el Barça base su anotación durante la fase del partido en la que lo rompe en hacer puertas atrás (nada que tenga q ver con talento, simples puertas atrás por línea de fondo)  y en las continuaciones de los pick and roll o en que tu base suplente juegue 18 minutos y se tire 13 tiros, el que mas del equipo, sin tener un rol referencial en el ni nada por el estilo (hoy no me voy a extender en esto porque es repetir cosas).   Como comentaba antes, el resultado es lo de menos.  El tufillo de que no hay nada que perder ya estaba instalado. Todos lo sabíamos. Pero eso exime al equipo, jugadores y técnicos, de dar el máximo de lo que puden dar? ¿de competir? yo creo que no.

              En definitiva, si no había nada que perder, entonces será que no se perdió nada.

4 Respuestas a “CUANDO NO HAY NADA QUE PERDER…”

  1. Konrad dice :

    Era un partido sin nada que perder. Pero el equipo fue a barcelona “sin nada que ganar”

    entrenamiento con público. Me recuerda, recordaba, a esos partidos que veia en el carpena frente a un rival muy inferior que el equipo lo resolvia sin emocion ni garra, en automatico, haciendo lo minimo para resolver la papeleta y el rival sin poner de su parte porque su guerra era otra. Pues así me imagino que se sentiria el publico del palau… es triste, porque hace tiempo fuimos otra cosa, pero es lo que hay.

    Nada que añadir ni comentar del partido. Derrota asumible y asumida (demasiado) y a pensar que este finde tenemos un partido muy asequible con Valladolid en casa. Que la victoria ya nos clasificaria matematicamente para los playoff, que la quinta plaza está muy lejos, aunque dentro de 7 días la podemos ver otra vez un poco mas cerca.

  2. bullock11 dice :

    Konrad, de acuerdo en todo excepto en una cosa, yo no veo tan asequible al Valladolid. No te digo que no seamos favoritos (y más en casa) pero el Grupo Capitol de Fisac juga un baloncesto muy bueno y con la permanecia certificada, vamos a tener que dar un nivel buen nivel para ganar. No es un lagun aro ni un Xacobeo, es otra cosa.

    Un saludo

  3. Konrad dice :

    B11, Valladolid hizo una meritoria primera vuelta que le dio hasta posibilidades de estar en la copa, pero en esta segunda vuelta se desinfló tanto que hasta entró en zona de peligro.

    Es cierto que hacen un baloncesto bueno, pero también que nosotros hemos crecido y creo de verdad que no deberían plantearnos dificultades para ganar. Otra cosa sería volver a invocar los demonios. Yo creo que con nuestras taras ya tenemos nivel para imponernos al Valladolid sin muchos problemas. Otra cosa será el Granada frente a su público o nuestros amigos de Laboral…

  4. bullock11 dice :

    A mi es de los equipos que más me gustan dentro de sus limitaciones, claro está, mucho más que Granada. Aunque esto no quita que jugando en casa seamos clarísimamente favoritos como dices.

    A pesar de eso, yo no tendría todas conmigo…

    A ver si contra el Caja Laboral no lo damos todo por perdido de antemano y vemos hasta que nivel puede llegar el equipo.

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: