La elección es Lafayette.

Y después de tanto nombre que se ha puesto sobre la mesa (Pangos, Hickman, Draper) y todas las supuestas ofertas que se han realizado, la elección final es Oliver Lafayette.  No sé podrá decir en este caso que la decisión no cuenta con el beneplácito del entrenador, puesto que  desde el mismo momento que puso un pie sobre Málaga y cada temporada, siempre  hubo un interés por acometer el fichaje que finalmente se va a ejecutar.  Lo cierto es que incluso puede resultar lógico teniendo en consideración las cualidades del jugador y el baloncesto de Plaza.

De partida, este fichaje me lleva a una dicotomía que me gustaría comentar aquí y que se repite en multitud de ocasiones, sobre todo con este entrenador.  Por un lado, tenemos el concepto de lo que tu consideras una plantilla equilibrada,  dentro de la cual buscas cualidades que se complementen para optar a una mayor diversidad que te lleva a una mayor riqueza táctica.  Y, por otro lado, está el concepto de lo que crees que le va bien  a la idea de baloncesto que tienes tu entrenador, que tiene grandes diferencias con la tuya.

Esto que comento desde un punto de vista genérico se hace ejemplo con el caso del fichaje de Lafayette (y añado el caso de Fogg).   Si lo vemos desde la perspectiva personal, la primera que comentaba antes, lo primero que se te viene a la cabeza es la carencia evidente de lectura del juego, la carencia evidente en cuanto a la gestión de los ritmos de partido,  la carencia evidente en lo que respecta a la capacidad de hacer crecer a los compañeros en base a una estructura común de basket de ataque… llevándolo a una expresión sencilla, y quizás excesivamente simplista,  la elección de estos dos “bases” nos lleva a la situación real de jugar sin un base tal y como yo lo entiendo.

Pero claro, luego uno piensa en un base director en el baloncesto de Plaza y acaba considerando que las cualidades que este tipo de jugadores ofrecen no son aprovechadas por el entrenador. Sin embargo,  si que resulta mucho más productiva la adquisición de jugadores que puedan ejercer una primera línea defensiva agresiva y, sobre todo, que por si mismos puedan ser una amenaza clara de cara al aro, para poder atacar desde la defensa.  Lo primero es un concepto que se puede trabajar puesto que en ambos casos son jugadores con capacidades atléticos notables y lo segundo es algo que sin duda ofrecen los dos.

Como todos sabéis yo creo en la idea de definir tu idea,  fichar a un entrenador que defienda esa idea y consensuar los fichajes con el entrenador para desarrollarla.  Si los dos primeros pasos se han dado en un sentido, lo que no se puede hacer es salirnos del camino en el tercer paso, por esta razón si bien no me gusta esta pareja de bases, si que creo que puede ser lógica con la idea que se tiene.

Una vez dicho esto, y entrando en el asunto de Lafayette me gustaría hacer algunas consideraciones con respecto a sus virtudes y debilidades.

Virtudes:

Capacidad de cambiar ritmos:  Su principal cualidad, desde mi punto de vista, es su capacidad de meter los partidos en ritmos locos por si mismo.  Es un jugador que transmite mucha energía tanto en ataque como en defensa y que contagia mucho con esa actividad en la cancha.  Luego hay una serie de cualidades más concretas que se relacionan con esta cualidad de revolucionar partidos.

Capacidad anotadora:  Es esencialmente un gran tirador con un rango de tiro realmente grande.  No es extraño verle lanzar en situaciones alejadas del aro.  No es un jugador al que se le puedan defender los pick and roll de cuarto hombre porque te va a castigar continuamente.  Es un jugador bastante correcto en el  pick and roll sobre todo cuando fuerza situaciones hacia el aro (parada en un tiempo realmente efectiva)

Correcto defensor:  No me parece un defensor excelente de concepto,  pero siguiendo con el argumento de su energía si que me parece un defensor implicado y agresivo en situaciones de 1vs1 (correcto para defender la primera línea) y de líneas de pase. Situaciones que provoca la posibilidad de atacar desde la defensa que es un poco la idea que necesitamos ejecutar este año.

Debilidades:

Carencias en el control del ritmo:  La virtud que comentábamos antes es, a la vez su mayor defecto.   Como decíamos es capaz de meterte los partidos en ritmos locos, algo que puede sacar al equipo contrario del partido o puede hacer exactamente lo mismo con tu propio equipo.  Tener un jugador de estas cualidades es útil pero ver que su compañero en el puesto es un jugador con aun menos capacidad para controlar los partidos como Fogg pues puede llegar a ser un problema.

Lectura muchas veces deficiente:  Como comentábamos antes es un jugador que necesita jugar a un ritmo alto para producir. Esto le lleva a cometer muchos errores en la lectura tanto en defensa como en ataque.  No es un jugador que sea capaz de pensar demasiado sobre la pista.  Tiene lagunas defensivas  cuando se le exige (no tanto en el 1vs1) y tiene problemas con el cuidado del balón,  pierde demasiados balones en ese afán por llevar los partidos a otros ritmos.  Un juego de asumir muchos riesgos.

4 Respuestas a “La elección es Lafayette.”

  1. michaelgarciablog dice :

    Buenos días.

    Sobre las características de Lafayette no se puede hacer mejor análisis que el ya has hecho así que me limito a dar mi opinión sobre su fichaje.

    Lo más importante es que, por fin, Plaza tiene el base que lleva pidiendo años. Parece que confía plenamente en él como jugador y que nivel personal también lo valora mucho así que, este sí, debe ser su prolongación en la cancha.

    Creo que, muchas veces, confundimos nuestra idea del baloncesto, lo que nosotros haríamos si tuviésemos mando, con la idea de baloncesto que tiene el entrenador, Joan Plaza en este caso. Coincido con muchas de las opiniones que leo en este blog en que yo también prefiero en mi equipo un base director que se complemente con otro con más capacidad para revolucionar los partidos pero, creo que, esa no es la idea de Plaza (y él manda). Quizá, con el tiempo y la experiencia, Alberto llegue a ser ese jugador capaz de controlar los tempos de un partido pero a día de hoy no lo es y, un año más carecemos de esa figura en la plantilla pero es que creo que Plaza no lo quiere.
    Si repasamos los nombres que han salido en los medios (con todas las precauciones) eran Draper, Bo McCalebb, Hickman. Ninguno de ellos es lo que entenderíamos como un director de juego.

    En fin, todos llevamos un entrenador dentro pero es Plaza quien decide qué tipo de juego quiere hacer y qué jugadores necesita para llevarlo a cabo. Ya el año pasado le salió rana la propuesta y sufrimos una temporada lamentable. Este año vuelve a hacerse un equipo a la medida de lo que el entrenador quiere y ojalá no haya lesiones y todos los jugadores se acoplen a lo que Plaza quiere de ellos y disfrutemos.

    P.S. El tema Waczynski va camino de convertirse en el nuevo culebrón del verano. Es absurdo que un jugador “apalabrado”desde hace meses ahora no se quiera porque se va con su selección y va a incorporarse tarde. Aquí es posible que Unicaja haya reconocido su precipitación y esté barajando otras opciones (acertadamente en mi opinión) pero esa excusa me parece lamentable.

  2. bullock11 dice :

    Hola Michael,

    Si algo ha hecho Plaza aquí desde que ha llegado ha sido tomar decisiones deportivas, como hacen todos los entrenadores que vienen a Málaga, es decir, como tu comentas, siempre se le ha traido, dentro de las limitaciones presupuestarias que podamos tener, lo que él ha pedido. Y yo añado que los equipos siempre han sido lógicos, más allá de que luego hayamos alcanzado el objetivo o no.

    Yo con el tema Waczynski, me mantengo en lo que comentaba el otro dia. Con tanto anotador en la posiciones de uno y de dos, me gustaría que el 3 que falta fuera un jugador que destacara más por su lectura del juego que por su anotación. Un jugador como Sastre que acaba de fichar por Valencia (que ya conoce Plaza) me hubiera parecido una mejor opción.

    Saludos

  3. Babkov10 dice :

    Abrines 18M$ por dos años. Vaya locura hay en la NBA con el nuevo contrato.
    Me alegro porque les están haciendo a los futboleros lo que ellos llevan años haciéndonos a los demás, descuajaringarse la plantilla con poco tiempo de reacción.
    Yo, por si acaso, tengo en regla el pasaporte. Teniendo en cuenta que se han lanzado a fichar a “cualquiera” que juegue al baloncesto… 😅
    (Porque lo de los hermanos Hernangomez es de traca).

    A ver cómo se desarrollan los acontecimientos. Esperemos que no se lleven a Chicui.

    Saludos!

  4. Salsa Curry dice :

    voy a resumir las cualidades de Lafayete, Fogg and cia. (5 Americanos son muchos)

    Virtudes:

    NAF

    Debilidades:

    NAF

    Gracias por vuestra atencion y me gustaria preguntar cuanto minutos por partido creeis que jugara el Senor Alberto Diaz.

    Saludos desde California 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: