Evaluando la temporada

Una vez ha terminado la temporada NBA, que me ha supuesto el tiempo suficiente para  para reflexionar sobre el año de Unicaja, me dispongo a evaluar lo que para mi ha sido todo el año de Unicaja en base a dos criterios que suelo utilizar en estos casos:  uno, el del baloncesto mostrado desde un punto de vista global y dos,  el del rendimiento individual  de cada uno de los miembros del equipo. Empezemos por el global.

Para hablar de baloncesto que se ha impuesto sobre la cancha siempre hay que empezar por la plantilla de la que dispones para ejecutarlo.  No quiero hacer un resumen de la plantilla puesto que ese paso ya lo dimos cuando se oficializó la confección de la misma,  pero si que me gustaría dar pequeñas pinceladas que creo que ayudan a entender la idea que hemos tenido y lo que finalmente hemos conseguido plasmar en la pista.

Si hay algo que yo he reconocido a Plaza siempre, este año también, es que lejos de los años de desequilibrio en los q las decisiones sobre la confección de la plantilla no eran las mejores,  se ha establecido una coherencia en el club que se agradece.

Uno piensa en Plaza como entrenador y hay una serie de ideas básicas que le vienen a la cabeza:  juego de ataque por concepto (1vs1, 2vs2) partiendo especialmente de situaciones de bote, juego abierto con muchos espacios para penetrar,  gran actividad defensiva (defensa individual casi todo el tiempo, capacidad de defender a toda pista,  defensa agresiva en líneas de pase,  ser agresivos en pick and roll saliendo hasta posiciones muy lejos de aro, cambios defensivos automaticos …),  dotar de mucha importancia a la carga del rebote ofensivo,  buscar como primera opción situaciones de transición (ritmo alto)…

Bueno, uno ve la plantilla y observa, muchos jugadores con capacidad de generar desde el bote (situaciones de concepto como hablábamos antes), casi diría que cualquiera de los exteriores (salvo Alberto, que sobre el papel iba con un rol más defensivo) cumplen con esa premisa, además de tratarse de jugadores con un cierto nivel físico para ser agresivos defensivamente aunque luego hay quienes tienen más y menos continuidad en este aspecto.

Piensas en ser agresivos defensivamente y observas que hay un nivel físico altísimo para ser agresivos en situaciones de pick and roll (flash largos) y en cambios sin sufrir demasiado en los desajustes.  Hay jugadores como Dani, Carlos y Brooks (junto con Mbakwe) que sobre el papel podían cambiar en cualquier situación y además te ofrecen muchísimo dinamismo a la hora de trabajar en situaciones de campo abierto (todos corren bien la pista), o en situaciones de ataque estático sin un referente claro en la zona. Por no hablar de su gran capacidad para el rebote ofensivo.

En realidad, globalmente, encuentras una plantilla larga para poder mantener ritmos altos con mucha rotación durante los partidos.  En definitiva, una plantilla que salvo la presencia de Musli (que sonaba un poco a experiencias pasadas tipo Golubovic) estaba formada por jugadores con cracterísticas muy adaptables a lo que se les iba a exigir.

En este contexto,  la salida de Mbakwe y la consecuente llegada de Ndiaye tuvo una consecuencia negativa y otra positiva en mi opinión.  La positiva es que vimos al Musli de Manresa, es decir, un jugador con muchas carencias defensivas pero que con su físico y su talento es capaz de hacer números con mucha facilidad sin tener un gran peso en el baloncesto del equipo. La negativa es más grave, su impacto en el baloncesto del equipo.  Voy a explicarme.  La ausencia de Mbakwe, la presencia de Ndiaye (ya dije aquí en su momento antes de que se firmase que no era un jugador de baloncesto) y el poco uso que Plaza hizo de estructura de quinteto pequeño (quizás en base a los jugadores de los que disponía y de los roles que se asignaron al principio del año) obligaba al equipo a jugar con muchos minutos de Musli en pista.  En un equipo diseñado para construir su baloncesto desde la defensa cuando tienes a un jugador que es el claro punto débil a atacar, tanto en posiciones cercanas al aro porque a pesar de ser tan grande es muy blanco,  como, sobre todas las cosas, en posiciones lejanas al aro, ya que en el momento en el que lo metes a defender en situaciones de pick and roll alejandolo del aro lo conviertes en un lastre para nuestra defensa.

Si a esto le añades, los minutos de Lafayette & Fogg, con un peso defensivo limitadísimo por sus problemas de forma en el primero y de lectura del juego en el segundo,  te queda una situación en la que eres incapaz de imponerte defensivamente.  ¿Que ocurre en este contexto?  pues, en mi opinión,  lo que hablamos durante la primera parte de la temporada,  construimos nuestro baloncesto desde el ataque y sobrecargamos la responsabilidad defensiva en jugadores individuales (hay una diferencia abismal entre nuestro nivel defensivo con unos quintetos con respecto a otros, marcado un poco por la presencia de Carlos y Alverto en especial), lo que nos lleva a ganar o perder en función del grado de inspiración de nuestros exteriores.  Recuerdo partidos excelsos en este aspecto de Fogg, sobre todo en ausencia de Nedovic por lesión, otros de Smith (el de Tenerife fue muy bueno), del polaco…pero siempre sin una continuidad defensiva, que debía ser nuestro sello.

Durante esta fase de la temporada, pese a ganar algunos partidos complicados en casa (Baskonia, Barça…) el nivel del equipo es muy pobre,  llevandonos a hacer una primera y una segunda fase de la Eurocup directamente lamentable y muchos partidos ACB muy pobres,  con muchas similitudes con el nivel del año anterior.  Algo que, en situación normal, con un nivel de Eurocup decente nos habría llevado a la eliminación.  De hecho, muchas veces se vende un relato de esta competición que para mi es una mentira.  No quiero dejar pasar esta ocasión de mostrar mi opinión al respecto.  He escuchado muchos comentarios del tipo “nadie daba nada por nosotros en Eurocup”  algo que para mi es falso.  Unicaja, de inicio estaba sin duda entre los 4 candidatos a ganar la Eurocup (esta es mi opinión: Valencia, Bayern y Khinki ), incluso para algunas tertulias malagueñas, el Unicaja era el máximo favorito de la competición.  Otra cosa es que tras el nivel mostrado en la primera fase (unido a la nula competitividad de la copa contra el peor Barça de los últimos 20 años) las aspiraciones se redujeran drasticamente.

En esta situación, rozando otro año de debacle,  no por las opciones ya que todas estaban intactas sino, sobre  todo, por el nivel de baloncesto que no invitaba para nada al optimismo, se producen en mi opinión dos situaciones que marcan la temporada: uno, el nivel de Jamar y de Nedo sube hasta el mayor que yo nunca les había visto, y, sobre todo,  el club es capaz de hacer una operación que para mi es absolutamente decisiva.  Se deshace de un atleta (no un jugador de baloncesto) y se trae a un pivot que sin poseer el “atleticismo” que se pretencía con Mbakwe,  si que es capaz de ofrecer defensivamente una serie de características de las que Musli adolece basadas en su movilidad y su agresividad en pista.   Es cierto que salvo en partidos muy concretos, el peso de Omic en el aspecto ofensivo ha sido limitado (muchas más dificultades que Musli para hacer números), sin embargo,  su peso en el aspecto defensivo es en mi opinión total, no solo en esas situaciones que antes decíamos que teníamos problemas como el 1vs1 al poste o la capacidad de Omic de ser muy agresivo en la defensa del pick and roll, sino también en su lectura del juego, algo que con la presencia de Alberto y Carlos nos ha empezando a permitir construir la defensa que hemos llegado a ver en esta fase final de la temporada.

Para mi, por momentos,  he visto el mejor nivel defensivo en individual que he visto en Málaga.  Un equipo con unas limitaciones enormes en ataque estático (para mi no ha habido mucha diferencia entre el baloncesto de ataque en la segunda parte de la temporada con respecto a la primera), viviendo casi exclusivamente de la capacidad de generar de Jamar y Nedo que han tenido la mejor temporada de sus vidas con un rol diferencial , pero que era capaz de dominar partidos desde la defensa (los cruces de la Eurocup, incluso la final ante Valencia es un claro ejemplo de la capacidad de este equipo para creer en su baloncesto, una cosa sensacional).

En base a esto, entendiendo que sin la presencia de Omic desde principio de temporada, Plaza contaba con un lastre en la confección de la plantilla debido a la apuesta de Mbakwe (yo esa apuesta la entiendo porque de haberse conseguido recuperar al mejor Mbakwe, el de Brose, cosa que finalmente se vio que era imposible, el equipo habría sido aún mejor) que no ha sabido paliar desde el punto de vista táctico (somos un equipo con limitaciones en este aspecto, la cantidad de recursos y en la lectura de partido desde el banco),  mi valoración de la temporada es muy alta con respecto a mis espectativas.  Obviando el título y la presencia en la Euroliga del año que viene (que no es más que una casualidad, una feliz casualidad, pero una calualidad que Valencia se olvidara de jugar durante 5 minutos) creo que hemos visto el máximo rendimiento que veremos con este entrenador.   Ni considero que el equipo vaya a mejorar su baloncesto ofensivamente, ni creo que  sea capaz de mejorar el nivel defensivo en individual que hemos visto en la fase final de la temporada.  Hemos llegado al nivel máximo exigible y para mi ese debe ser siempre el objetivo.

Anuncios

9 responses to “Evaluando la temporada”

  1. Javier says :

    Totalmente de acuerdo. Omic ha sido el salto de consistencia defensiva que nos ha permitido ser un equipo prácticamente infranqueable. El muro que configuraban, Alberto, Dani Díez, Suárez y Omic hacia que nuestros escoltas, por momentos en estado de gracia, generasen buena parte de nuestros éxitos.
    Esos momentos en Eurocup o en el tramo final de la liga han sido de lo mejor en Málaga. Si uno sabe apreciar el trabajo sucio.
    Mi opinión con respecto a Plaza es de sobra conocida. Añadiría la lealtad, coherencia, a sus hombres, la confianza que deposita en ellos y el crecimiento de la mayor parte de los jugadores que pasan por sus manos. Luego su comunicación, su dirección de partido son lo que son.
    Nadie puede discutir que esta temporada, y no es baladí ganar un título con factor cancha en contra ante Valencia, enhorabuena por el campeonato, es de sobresaliente.

  2. Javier says :

    Asuntos varios
    Prigioni entrenador del Baskonia. Operación de riesgo. Nadie duda de su adn competitivo, su inteligencia, su identificación con el club, pero Baskonia lleva varios años reinventándose al filo del abismo. Este año probablemente van a perder a Larkin y Hanga. Prigioni es una apuesta arriesgada que cuenta con mucho margen entre los aficionados por su pasado, pero que va a estar a merced claramente de los resultados.

    Sito Alonso. El Barça se reconstruye a partir de un entrenador que se ha reivindicado durante muchos años, Baskonia parece su banco de pruebas. Lo importante es confiar en un ciclo pase lo que pase. Parece que va a haber limpieza, Olesson, Doellman, y quizás, siendo respetuoso con ese monstruo que ha sido Juan Carlos Navarro, corta puesto que tanto él como Tomic debieran cambiar de aire. ¿Es fácil formar un equipo de cero prácticamente? Ribas, Koponen, Claver, Vezenkov son un buen sustento pero debes fichar cinco cracks o al menos tres: base, escolta y un interior. Ahí es nada.

    Un tanto parecido le pasa al Madrid, con mejores piezas y en mejor estado. Sin embargo, la pérdida del Chacho les ha quitado frescura y focos de anotación que ni Doncic, aún muy joven, ni Rudy, francamente en declive físico, no debiera ir a la selección y recuperarse, han sabido rellenar en el tramo final. Problemas con el juego interior de cara al futuro. Una pena que tengan aparcado al chico del Joventut sin desarrollarlo, yo me lo traía a ciegas a Málaga.

    Valencia tiene un equipo muy hecho. Grandes bases todos complementarios, ganamos la Eurocup ante la ausencia de Diot, que quizás necesite un escolta, un tres y un cinco.

    • bullock11 says :

      Hola Javi,

      Sobre Prigioni estoy muy de acuerdo. De hecho, viniendo de donde vienen, que es la decepción (más por sensaciones que por resultados, que creo que han sido muy aceptables) yo creía que iban a apostar por un entrenador con más reconocimiento como tal, un Radonjic de la vida. En cualquier caso, todo lo que nos queda es espectación. Nadie puede saber nada de lo que será el Baskonia de Prigioni en ningún sentido. Verlo progresar será interesante.

      Sobre Sito, los amigos vitorianos sabrán mejor, pero mi sensación es que es un entrenador de un perfil que no se adapta a Vitoria. Uno piensa en Dusko o en Perasovic como perfil y no se asemeja demasiado al que puede dar Sito. Dicho esto, lo del Barça es una casa de locos a día de hoy y no parece que busquen una solución. Uno vez q tienen a Rice y tb parecen cerca de firmar a Heurtel (dos bases muy parecidos con mucha necesidad de asumir balón) pero continuan con Tomic, que requiere un tipo de baloncesto diferente. Luego estan Ribas y Claver que son dos jugadores de club, y cupos sensacionales, pero que salen de lesiones complicadísimas.

      En definitiva, todo muy complicado de predecir hasta q no se esclarezca.

      El Madrid ha ganado euroligas y a mi su baloncesto no me ha gustado, ahora pierde todo (salvo la copa del campo atrás) y sigo con la misma sensación (a pesar de tener unas plantillas absolutamente brutales). Yo creo que les sobra juego en situaciones de 1vs1 y 2vs2 con Llul abusando del bote y le falta algo de baloncesto. El problema es que uno piensa en Llul, en Doncic y en Campazzo (que parece que volverá) y no da sensación de que anden buscando eso que te digo.

      Con todo, la diferencia de plantilla entre el Madrid y cualquier otro club de la ACB es tan grande que solo dandoles un baño de baloncesto, como ha hecho VAlencia, se les puede ganar. Si juegas cara a cara (como ha propuesto Unicaja, por ejemplo) su talento sale a relucir y te ganan.

  3. Javier says :

    Pajiplantillas?
    Granger, Alberto
    Nedovic, Smith, Milosavljevic
    Díez, Eyenga
    Suárez, Brooks, Booker
    Viny, Omic
    Si no puedo por pasta me quedo a Wacinsky pero no a Musli. Lo siento por Fogg, implicado, ha trabajado y aportado en defensa, gran tiro, pero creer en su margen de mejora en la lectura de juego es un acto de fe.

    • bullock11 says :

      Hola,

      Ya sabes que no me gustan las pajiplantillas… basicamente porque me faltan datos para saber si entran dentro de lo posible. En cualquier caso, uno lee twitter ultimamente y los nombres que son potenciales opciones suenan interesantes:

      A mi Renfroe siempre me ha gustado (antes del Barça y ahora su caché es bajísimo), Kalnietis tb (y se que en esto coincidimos), supongo que Aaron Jackson baja su caché con la salida del CSKA), un caso similar a lo de Hickman tras pasar por Milan, Oleson es una opción para el rol de escolta defensivo que no tenemos, Kuric es más un caso jodido porque no es tan bueno como Smith generandose sus tiros en el 1vs1 pero si q creo que es mejor en salida de bloqueos (y nosotros necesitamos más lo primero), no se hasta q punto Paseknics puede ser una opción (seguramente todos los grandes lo querrán), A mi Bogris como 5 de rotación me parece muy muy bueno, he visto algunos partidos de Stimac en la liga Turca y, como en el caso de Bogris, creo que se adapta muy bien a lo que pide Plaza en defensa, Sadiel Rojas termina contrato en Murcia y para ese rol en el que también vale Oleson no sería una mala opción, Kuzmic ha jugado una gran euroliga,…

      En fin, a ver que idea tienen, con quien quieren contar…y en función de eso, veremos…

  4. Babkov10 says :

    Buenos días,

    Ayer, cuando acabó la fiesta de mi cole, me enteré de que Valencia ha ganado el 4º partido y que ha ganado la ACB.

    Partiendo de que no me alegré (incluso me sentó mal) porque al contrario que a ti y a mucha gente, cuando un equipo me cae mal no quiero que gane nada aunque lo merezcan (el Barcelona, el Valencia, Golden State -no soporto a Curry 😜-), he de reconocer que un equipo que ha llegado a ¡tres! finales ha debido hacer algo muy bien.

    Me da envidia reconocer que cuando haces las cosas bien y con sentido, como el juego del Valencia, dejan de influir los factores externos (mala suerte, árbitros, etc). Nosotros hace mucho que no tenemos eso, desde Scariolo concretamente.
    Eso lo ha tenido mucho Baskonia y lo está teniendo Valencia basket. ¿Eliminatorias contra futboleros? No hay problema. (Nosotros las afrontamos ya buscando excusas).

    En definitiva, sorpresa (para mi) en cuanto al campeón. Veía al Madrid con una plantilla y una dinámica estos años arrolladora. Pero lo dicho, cuando las cosas se hacen, aumenta las posibilidades de que “tengas suerte”.

    Saludos!

    PS: En nosequé tertulia o en algún sitio leí que Valencia iba a echar a Pedro Martínez. Imagino que ya no. 😁

    • bullock11 says :

      Hola,

      Entiendo lo que es que un equipo “te caiga mal”. Yo, por ejemplo, si los equipos de futbol pierden siempre mejor, pero eso no quita que uno disfrute del mejor baloncesto que se pueda ver venga de donde venga.

      Valencia es un equipo que compite con nosotros, presupuesto similar, este año estuvimos en las mismas competiciones y el año que viene también lo estaremos. Seguro que si el Madrid hubiera ganado la liga, era lo “logico”, habría quien en Málaga habría salido con la historia de “Will Thomas se fue a ganar titulos y nosotros tenemos la Eurocup y ellos ninguno” (aunque sea mentira que Thomas se fue por eso) o ” estamos por encima de ellos”….

      Para mi, el triunfo de Valencia (y esto tb se desprende de tu comentario) no son las finales, ni el título… que va! para mi el triunfo es su baloncesto, su proyecto en progresión, año tras año son un poquito mejores en base a una idea.

      ¿Por qué me alegro de su triunfo? no por Valencia (me hubiera dado igual que el protagonista fuera Baskonia, Murcia, JOventut o Bilbao…por decir). Me alegro por el triunfo de su idea de baloncesto. Su exigencia para progresar año a año.

      Te voy a hacer una pregunta. Dime que progreso ves entre la primera temporada de Plaza en Málaga (te recuerdo, nos elimina Zaragoza en cuartos de copa en Málaga y luego ganamos a Gran Canaria sufriendo con aquellos triples de Canner Medley y nos elimina el Madrid 3-1 en semis, en euroliga sin pena ni gloria) con respecto a esta?

      Dime en que faceta del juego ves tu un progreso claro. Estamos más cerca de los grandes por ganar la Eurocup? Somos mejores?

      Mi respuesta es NO. Estamos atascados en un nivel medio de corrección. Ver que otros equipos no se conforman y crecen son ejemplos que a mi me alegran.

      Un saludo.

      • Babkov10 says :

        No tienes que convencerme de nada respecto al juego del Unicaja. No hay ninguna evolución. El baloncesto que hace es, cuando no están los jugones en modo ON, bastante aburrido y por momentos desesperante. En eso estoy 100% contigo.

        Lo de Valencia, pues te reconozco el gran mérito que es tener su sello propio, una forma de jugar atractiva, en el que todo lo que conisguen es a base de creer en lo que hacen, una muy buena ejecución de los sistemas y dando baños a otros equipos.

        Pero siendo eso cierto, yo creo que todos los equipos del mundo juegan para ganar títulos. Lo ideal es que se haga con el mejor baloncesto posible, siendo estéticos y efectivos y divirtiendo a los espectadores.

        Por eso destaco las tres finales y el título de liga del Valencia. Si hubieran perdido todo, la mayoría (quizá tú y otra gente no) no recordaría lo bien que jugaban ni las lecciones de baloncesto. Se les recordaría como “los que perdieron tres finales”, al igual (salvando las distancias) que uno de los Unicajas de aíto es “el que perdió todas las prórrogas”.

        Entiéndeme, estoy de acuerdo contigo en lo de la importancia del sello propio y el nivel de juego, pero añado que, sin resultados tangibles, no sería lo mismo.

        Un placer ver movimeinto en el blog de nuevo! 😉

        Saludos!

  5. bullock11 says :

    HOla Babkov10,

    En eso tienes toda la razón. Lo que se recuerda es el titulo. De hecho, nadie recuerda el Valencia del año pasado (ganó muchos partidos seguidos, lo echó el Limoges de McCaleb en eurocup y en el play off mucho listo de Málaga se frotaba las manos cuando nos tocaron y luego nos humillaron sin pasar de semifinales) y para mi su nivel de baloncetso fue muy parecido al de este año. Luego tienes q saber dar el máximo el dia D a la hora H, que no es fácil, pero el nivel medio fue muy similar.

    Partiendo de esa situación, en la que tienes razón, déjame que destaque y matice otra cosa de tu comentario que para mi es la clave de todo: ” Lo ideal es que se haga con el mejor baloncesto posible, siendo estéticos y efectivos y divirtiendo a los espectadores.”

    Se puede ganar de muchas maneras, incluso sin ser el mejor, dandose algunas circunstancias puedes ganar. Ahora bien, si lo q quieres es construir, que es a lo que deberíamos de tender, siendo el Unicaja, no vale solo con ganar , hay que progresar en base a una idea.

    Y nosotros hemos tenido ese ejemplo en un par de ocasiones, el año de la liga ACB con Scariolo Unicaja jugó uno de los mejores baloncestos que yo he visto nunca en base a una idea de proyecto que marcaba el entrenador. Un caso muy similar es el de la etapa Imbroda pero con un sello diferente. Un equipo que progresaba… en fin.

    Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: