Una valoración (y III)

Finalizando con mi valoración individual.

Carlos Suárez:  Jugador de club.  A lo largo de las últimas temporadas, junto con Alberto, se ha convertido en el claro referente del club dentro y fuera de la pista.  Su nivel de implicación a nivel de equipo y de ciudad me recuerdan muchísimo al que ha podido tener Berni Rodriguez, con todo lo que ello conlleva desde un punto de vista histórico para el club.

Más allá de esto, que trasciende el valor que tiene Suárez en la pista, creo que su temporada se caracteriza sobre todo por la continuidad con respecto a los últimos años, incluso en un contexto de jugador asentado a nivel contractual, algo que dice mucho del tiempo de jugador que es Suárez.

Ya asentado, y sin discusión, en el rol de 4 (creo que esto ha sido un acierto por parte de Plaza),  si bien creo que ha mantenido un rendimiento defensivo como claro referente del equipo, especialmente una temporada como esta en la que el equipo ha tenido niveles defensivos muy diferentes en función de la estructura de quinteto elegida en cada momento, creo que su importancia en ataque estático en contextos de creación ha aumentado mucho.  No desde un punto de vista de usar el bote para propiciar ventajas, sino más bien haciendo uso del pase y su lectura del juego.

Creo que es el tipo de jugadores que te aportan tantas cosas fuera de la pista y es capaz de rendir a gran nivel independientemente del rol de cada partido, que la seguridad que supone su renovación del año pasado me parece una noticia cojonuda.

Jeff Brooks: Infrautilizado.  Antes de entrar a valorar su temporada, quiero destacar un aspecto que creo que influye decisivamente en todos los comentarios que podamos hacer sobre su rendimiento.  Para mi es el jugador más desaprovechado de la plantilla, muy por delante de cualquier otro.

Quizás sea yo el que ahora me exceda en la valoración, pero creo que en la figura de Jeff Brooks tenemos un potencial jugador referencial en ataque (al nivel que lo haya podido ser Nedovic este año)  con la diferencia que el nivel defensivo del américano está a años luz del serbio.

Uno piensa en un jugador que en el rol de 4 es capaz de echar el balón al suelo por derecha y por izquierda,  que tiene un primer paso muy agresivo, que es capaz de tirar tras bote como lo haría un exterior (a veces tengo la sensación que se siente más cómodo tirando tras bote que a pies parados),  una capacidad para leer el juego de gran nivel (es muy listo jugando sin balón), muy atlético, agresivo en la carga de rebote ofensivo… y con todo esto, no pasa de acometer el rol de jugador de equipo sin tener licencias constantes en la generación del juego.

Y no sólo hablo en lo que respecto a la creación de espacios con su amenaza con el tiro de tres,  sino que en un equipo en el que nuestros exteriores generan tanto desde el bote, sorprende ver el poco uso que se da a esta cualidad que tiene Brooks.  Muy pocas veces hemos visto jugar situaciones de pick and roll entre nuestros interiores (4 y 5 o incluso cuando jugamos sin referencia interior) o incluso en situaciones de 1vs1.

En este sentido, su temporada ha sido regular en cuanto a todos esos aspectos que se le exigen (correcto defensor, juego sin balón, intensidad en el rebote…), formando una pareja de 4 más que solvente junto con Suárez para el nivel de Unicaja, pero el potencial que yo le veo dista tanto del rendimiento que ha mostrado sobre la pista así que no puedo estar satisfecho.

James Augustine :  Experiencia.  Creo que hay que valorar el nivel que ha alcanzado Augustine, incluso sin ser el mejor que creo que él podía dar, sobre todo en ataque, viendo las diferencias abismales que se ha encontrado entre el rol que venía asumiendo los últimos años y el que se ha encontrado con su llegada a Málaga a la edad que tiene.  Lo lógico, al menos lo que estamos acostumbrados a ver, es justamente lo contrario.  Conforme sumas años tu papel en el equipo se suele ir especificando cada vez más hasta convertirte en un “jugador de rol” que estamos acostumbrados a llamar.

La realidad es que durante toda la temporada, Augustine ha sido nuestro interior más importante tanto en ataque como sobre todo en defensa.  Como comentábamos a principios de temporada, el nivel de Augustine es alto en aquellos conceptos en los que a Plaza le gusta que sus interiores destaquen con lo que hemos podido ver sus cualidades a la hora de defender missmatch, a la hora de salir a flash defensivos en situaciones de pick and roll,  a la hora de mostrar mucha actividad en fintas defensivas,  muy trabajador en el rebote tanto defensivo como ofensivo, buena capacidad para desplazarse por a cancha.  En definitiva, muchas situaciones que han propiciado los mejores minutos defensivos del equipo durante la temporada, algo que ha sido sinónimo de los mejores minutos de baloncesto.

Quizás podemos echar de menos que haya podido ser algo más importante en ataque desde el punto de vista de la anotación,  que es en lo que brilla Shermadini casi sin esfuerzo, sin embargo, creo que el equipo se ha sentido mejor con Augustine por la estructura de baloncesto que tenemos en la que la generación del juego está casi siempre en la mano de nuestros exteriores. En este sentido, la capacidad de Augustine de jugar con los espacios (aprovecharse de las ayudas) y de atacar el rebote ofensivo es un factor mucho más importante que otros más numéricos.

Okouo:  Sin calificar.  Creo que en Okouo hay al menos un potencial grande de jugar defensivo.  Capaz de rebotear, desviar tiros, jugar por encima del aro.  La realidad de su temporada en mi opinión es muy triste… y aún es más triste pensar que no es sólo cuestión de este año, que lo podemos considerar como año perdido,  sino que no es el primero que pasa.

Espero que se sea justo con él.  Si no creen en su potencial que lo dejen ir, pero tenerlo en las condiciones que lo tenemos me parece que es no ser justo con el chico.  Y si realmente creen en él, todo lo que no sea darle un rol en la estructura del equipo (de verdad, no 5 minutos cada 5 partidos)  es desaprovecharlo.

Shermadini:  Números.  Con Shermadini ocurre en mi opinión que hay dos formas de valorar su temporada.  La primera es mirando sus estadísticas y la segunda es mirando su influencia en el juego en base a la superioridad que realmente tiene.  En mi opinión la calificación que tiene en ambos aspectos es muy distinta, aunque no creo que la responsabilidad sea enteramente suya.  Cuando antes decíamos que Augustine se acoplaba a la perfección a las características que un pivot debe tener en la estructura del juego de Plaza, con Shermadini ocurre justo lo contrario.

Si hablamos del asunto estadístico sus números hablan por si solos.  Su superioridad física en posiciones cercanas al aro (no recuerdo su porcentajes pero son altísimos)  junto con su capacidad para anotar tiros libres que en jugadores de su perfil no suele ser lo habitual, le convierten en un jugador con una capacidad incontestable para hacer números, incluso aquellos días en los que no toma las mejores decisiones (o no tiene capacidad para tomarlas como le ocurre en el aspecto defensivo cuando se aleja del aro).

Sin embargo, si entramos a valorar su influencia en el juego del equipo hay que decir que desde el punto de vista defensivo es grande, pero en sentido negativo, y desde el punto de vista ofensivo es más bien pequeña, limitándose en la mayoría de las situaciones a ejercer el rol de mero ejecutor más que un eje sobre el que podamos generar situaciones de ventaja (equilibrio dentro fuera) y ser un equipo más rico.

Con esto no quiero decir que su temporada sea negativa, de hecho ha sido capaz de dar el rendimiento que yo esperaba de él.  Lo que quiero decir es que tengo dudas acerca de las posibilidades que existen para que pueda dar ese paso más en su baloncesto si alguien se lo exige desde el banco.  Quizás la temporada que viene sea un buen momento para comprobar esto.

 

 

Anuncios

2 responses to “Una valoración (y III)”

  1. Konrad says :

    Hola

    Suarez. Pues eso. Insustituible.

    Brooks. Yo también creo que puede ser (si no lo es ya) un jugador primera línea. Si tuviera que poner algún pero, su tiro de 3 es poco fiable y sobretodo que tiene que cuidar su genio, que le pasa factura. Por otro lado, como es un jugador ya del pasado de Unicaja porque se va a ir practicamente seguro, pues el que lo tenga que lo disfrute.

    Augustine. Otro que se va. Si, un jugador ideal para Plaza… y bueno para practicamente cualquier entrenador. A mí me ha decepcionado su actitud en los ultimos partidos

    Sherma. Ni se va ni era el jugador ideal para Plaza. El verano pasado me preguntaba para que se había fichado a este chico. Y me sigo preguntando. Ahora, con un nuevo entrenador, o mejor dicho, con otro baloncesto veremos. Creo que lo que te da en ataque compensa lo que te pueda quitar en defensa (tampoco es Nedovi, es decir, tampoco es cero)

    Okouo. Sin calificar es su nota exacta. Unicaja, para mí, sigue teniendo ese problema con los chavales de su cantera. O apuestas o no apuestas. Pero Unicaja siempre parece quedarse (como en casi todo) a mitad de camino. Ahora, la pregunta es ¿apostarías por una dupla Sherma – Okouo para el año que viene? eso sería apostar.

  2. JOSE LUIS says :

    Me alegro volver a leerte, Bullock, y nada que añadir. Que crees que podemos esperar de Luis Caminito, si finalmente es el elegido? Tengo buen recuerdo de cuando estuvo.
    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: